Entradas

NACER EN EL LUGAR EQUIVOCADO, MORIR EN LA BUROCRACIA

Imagen
Refugiada de Sudán del Sur en Uganda. En su infancia fue atacada en la cara por un león. Foto: Paula Acunzo. Son variadas las razones por la cuáles las personas migran desde la inestabilidad sociopolítica de sus países, crisis humanitaria, el sueño de un trabajo mejor y un futuro que no consiguen, conflictos armados, catástrofes naturales. En Argentina, migrar es un derecho reconocido desde que la ley 25.871 entró en vigencia en el año 2003. Esta ley protege los derechos humanos del migrante privilegiando a los migrantes provenientes de los países del Mercosur y asociados. Además trae una perspectiva innovadora inexistente en la ley previa de 1981 que poseía un criterio estigmatizante y restrictivo y vinculaba a la migración con problemas de seguridad, narcotráfico y delitos. La “Ley Videla” buscaba estrategias para traer al país migración de otros países esencialmente de Asia tratando de frenar la afluencia de la población limítrofe. Lamentablemente, durante el gobierno de Mauricio Ma

"ESTAMOS MUY LOCAS Y SOMOS MUY PELIGROSAS"

Imagen
  En el centro se encuentra Zeta, Lola Cufre, en pleno festejo de la sanción en diputados por el aborto legal, seguro y gratuito. Foto: Paula Acunzo. El calor era extenuante pero eso no evita que miles de personas se junten a un costado del Congreso con algún distintivo verde. La marea verde copó desde horas tempranas aquél 29 de diciembre esperando un momento histórico para el feminismo y la Argentina. Cerca del escenario, frente a la puerta principal del Congreso de la Nación pasaba música. Allí se encontraba ella sentada. Habían pasado horas, era de noche, pero los cantos no cesaban, las banderas no bajaban, nadie se movía. Con una contextura muy flaquita, pelo corto, vestida con una remera verde, un jean cortito. De una mano su pañuelo que es característica de la campaña por el aborto legal seguro y gratuito. En la otra un bastón. Sus brazos orgullosamente tatuados. En los pies una especie de escarpines tejidos que apenas la protegían de los pisotones. La saludaban, se reía, se emo

MORIR DE PIE

Imagen
“En Parque Patricios, la Ciudad de Buenos Aires, existe un refugio para la gente que no tiene nadie (sic). En el refugio Monteagudo, te abrazan con el corazón (sic)” canta Fito Páez. El Centro de Integración Monteagudo pertenece a la Asociación Civil Proyecto 7 y desde el 2001 alberga a 100 hombres que se encuentran en situación de calle. Fito Páez, ama tanto al Centro que en el 2017 le dedicó “Ciudad Liberada”. Comienza la asamblea semanal. Se levanta un hombre 60 años, gigante, con nieve abundante en la cabeza. Cejas negras, mirada apoteótica, sonrisa tímida. Se mueve como un caracol apoyándose en un trípode. Vestido con una remera roja de su gran pasión futbolística, un pantaloncito desgastado y en sandalias. José podría ser una de   las 7.200 personas que podría estar en la calle según el segundo censo popular realizado en el año 2019 por organizaciones sociales incluido Proyecto 7. O una de las 2.000 que la Defensoría del Pueblo del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires ofic